Mirando el pasado que ya se fue adelante (1954-1958)

Autoridades, docentes e inspectores de la GUELP (1957)

Aniversario de la GUELP

Escribe: VEDOCO (Promo 58)

Imágenes de respeto y admiración: ¿Cualquier (el) tiempo pasado fue mejor?

En 1956 era el único Colegio Nacional de Media para varones (5 de estudios) y las Mishicas, la única para señoritas. Habían tres Institutos técnicos, al crearse las Grandes Unidades Escolares (1957) los Institutos Agropecuario, Industrial y Comercial (de 3 años), conformaron una unidad: GUELP. Hoy estaríamos en mejores condiciones laborales si hubieran continuado estos niveles técnicos, donde a ser más útiles para la producción.

Ese año todos los docentes estuvieron juntos. Vamos a recordar a los más cercanos a nosotros, como directores, profesores y auxiliares (foto guardada por don Víctor Quiñónez y facilitado por el distinguido Mario Samaniego –¨el diablo¨):

Sentados: De izquierda a derecha N°s 5 el escritor Willelmo Robles, 6 el botánico Sapo Balta, 7 Víctor Barrionuevo o el tecnólogo que quería cambiar el mundo enseñándonos a hacer con las manos, 8 "Chepago" Zevallos de matemáticas, 9 el "Chino" Castillo (pico de oro en el hablar), 10 Figueredo "Jabuf" (Director de Estudios), 11 Héctor Zegarra Araujo (Director de la GUE), 12 Director del Instituto Industrial), 13 Sra. Carlota Fu, Directora del Instituto Nac. de Comercio, 16 el matemático Boyanovich, 17 Bernal de Biología, 18 "Socso" Robles de Matemática y 19 el profesor de arte escénico.


De pié, segunda fila: N°s. 4 "Pulincho" Camones que nos trajo como novedad la lógica (p entonces q), 5 el cura Mendoza, 6 Elorriaga, 7 el famoso pintor don Estanislao Ricardo Flores Gutiérrez de Quintanilla (nos inició pintar a carbón), 8 el Padre Aguilar que sabía inculcar valores religiosos, 9 "Cañoncito" Ramírez, 10 Shapaco Doria, 11 nuestro Inspector "Loco Shantaco" Santamaría, ....

De pié, tercera fila: N°s. 3 "Ticher" Pastrana, que hacía Periodismo Radial, 4 el más estimado y recordado "Huacacho" Reyes (sabía el nombre completo de todos los alumnos del Colegio), 5 Andrés Fernández Garrido (locutor, músico compositor, poeta, escultor, burilador, pintor, profesor, etc., 6 el chino Sigio de Educación Física, 7 nuestro Inspector de Educación el Señor Quiñónez, 8, 9 y 10 los hermanos Bermúdez (Gilberto, Enrique y Andrés), 12 Teodorico Ampudia (Numa Pompilio, sabía de memoria la Historia Universal); a los demás no puedo identificarlos por ser docentes del Agropecuario, Industrial o Comercial.

Como verán estimados compañeros de la promoción y amigos de hoy, nuestros profesores infundían respeto y sus rostros son indicadores de educadores muy serios y venerables. Por supuesto habían también "chilacos", "dictadores", "shonshos", "auquishpatos", "huachicos, etc., pero eran pocos.

No aparecen en la foto (50 años ha) o no alcanzo a verlos: el "negro" Mendoza de Literatura, don Ñumico Echevarría, Ricardo Parra, nuestro Inspector Noel Figueroa (... ) y el inolvidable portero el "Chivo" Shantaco", un hombre vitalicio que vivió allí hasta su muerte.


Los pasos y los exámenes
Los exámenes semestrales y finales eran muy severos; no se podía "plagiar", si lo hacíamos, imagínense, eran muy sofisticados y creativos. El propio Director y los profesores vigilaban muy seriamente, ayudados por los señores auxiliares: Loco Santamaría, Quiñonez, Calzón Figueroa y el más recordado y querido don Huacacho Reyes.

Los que volteaban o estaban pensando sacar los cuadernitos en miniatura, donde estaba transcrito todo el curso, eran amonestados; si se dejaban descubrir: suspendidos o expulsados, sin derecho a reclamo, calificado con cero a la izquierda y con rojo bandera en la libreta de notas. Yo también a veces preparaba mi plagio, pero no necesitaba tocarlo, me acordaba todo lo que había copiado conscientemente; el plagio fue para mí un método de aprendizaje, actualmente mis alumnos son evaluados con cuaderno abierto, a veces sin exámenes, dependiendo del tipo de preguntas y método de aprendizaje. Si los mismos profesores que habrían de rato en rato los textos y sus apuntes también estaban plagiando; para enseñarnos no todos sabían de memoria. Ya en la Universidad, si nos encontraban nuestros plagios, alegábamos que eran nuestras fichas, tal como ellos usaban. Ahora son mucho más fáciles, las claves se pasan en un santiamén por los celulares de tipo auricular. Resultado: poblaciones sin juicio y sin opinión.

La Revista INQUIETUD (1956)

En ese tiempo no era usual que los alumnos publicasen revistas a imprenta, solo en los periódicos murales expresábamos nuestras inquietudes. Salió la única y última publicación: Año I, 24 de Mayo de 1956, No. 1. Directores: Publio del Carpio y David Machuca, Redactores: Francisco Portal y Licurgo Pinto. En cuyo célebre EDITORIAL leemos estos fragmentos trascendentales:

"Siempre ha sido necesario que la juventud exponga su verdadera conciencia, que dé luz su sentimientos, que transmita a otros su sentir"... "... con esto hemos querido hacer un homenaje al lugar donde transcurren los más felices días de nuestra agitada y vivaz existencia, al claustro santo, donde nuestras penas se tornan en alegrías, donde la obscuridad de nuestra mente se transforma en luz; esta revista es el homenaje que hace la juventud inquieta, bulliciosa y alegre a su "Semillero de nobles virtudes"; esto será el recuerdo más grato que guarden sus paredes a través de los años"... (54 años ha); "... hallarán en sus escritos la voz del alma ardiente y soñadora de una juventud que se apresta a luchar por la gloria y el porvenir".... "Este es el grito para aquellos que aún creen que la juventud huanuqueña es apática, este es el reto de la muchachada leonciopradina para quienes tratan de difamarla tildándola de despreocupada y carente de sentimientos y afán de figurar". Aludiendo a Estaban Pavletich.

En esta revista de 16 páginas están los artículos de Publio del Carpio (5° B), Harold Espinoza (5° A), dos de Francisco Portal (5° B), Antonio Lucich (Comercial), Oscar Dávila, Luis Mendoza (5°. B), dos de Licurgo Pinto (3°.B), Bernardo Beraún (5°. B), Domingo Gallardo (5°.), Eduardo Castillo (4° A), David Machuca (5° A), Herdilio Rojas (Comercial), Raúl Ballarte (3° B); en la Página Literaria poemas de David Machuca, Eduardo Figueroa Gutarra y un poema mío (que pudo haber sido mi primera publicación, fue robado) salió con el nombre de Eduardo Ríos E. (4° ), un citadino que no vino de una lejana choza, ni creció ni gritó, no emprendió más literatura; un fragmento como prueba para que le muerda la conciencia:
"OH MI COLEGIO .... / Por tu gloria atraído vengo / desde mi lejana chosa (sic); saber es mi delirio / Denodada lucha emprenderé para que crezca / y al final lanzar pueda el grito / ¡I viva por siempre nuestro Colegio!¨

En aquel momento estuve molesto, colérico y rabiando, reclamé a los directores, vieron mis originales, se callaron; en respuesta he publicado centenares de artículos y muchos libros... "Ud. Comadre debe acordarse", nos sentencia el escritor don Andrés Cloud. (Gracias y un abrazo para los compañeros LP de aquel tiempo, Ticher L...).

Comunicaciones: vedoco@hotmail.com
o http://wamalli.blogspot.com
Share on Google Plus

About Orlando Bravo Jesús

Blogger y periodista huanuqueño.
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios: